Lanús: Agustín Balladares y un balance de su campaña

El precandidato por el Frente de Todos en Lanús, Agustín Balladares, hizo un balance de su campaña en el distrito y comento: “Los objetivos trazados fueron cumplidos” porque desde su espacio lograron “hablar con todos los sectores que constituyen nuestra ciudad”, aseguró y pronosticó: “Toda esa siembra que estuvimos generando, vamos a cosecharla con una victoria”.

“La campaña demuestra cómo va a gobernar uno y nosotros pudimos desarrollar una campaña muy ligada a la gente, a la sociedad, pudimos llegar a todos los rincones de los barrios más golpeados y humildes, a las cámaras de comercio, los sectores industriales, PyMEs, instituciones intermedias, clubes de barrio, iglesias”, explicó.

En ese camino, en tanto, lamentó que debió “escuchar y recibir mucha angustia y dolor producto de este gobierno que le da la espalda a los que se esfuerzan y trabajan”, pero en contrapartida logró recibir la “energía” de la gente.

“Entendemos de manera colectiva que hay un camino diferente que tiene que ver con un renacer en la política del distrito en consonancia con la provincia y el país. En esa dirección estamos y de esa manera vamos a afrontar este domingo la elección”, sostuvo el precandidato a intendente.

Asimismo, confesó que pese a llegar a todos los sectores más sensibles del municipio no pudo “hablar con los 500 mil habitantes de Lanús”, algo que hubiera querido cumplir durante esta campaña.

“Si hay algo que me faltó fue, quizá, haber hablado con todos. Lo demás, es secundario. Lo más importante es tener la relación, el contacto y la charla con la gente porque es desde ahí donde uno aprende, redirecciona su estrategia, su mensaje”, admitió.

Por otra parte, Balladares se refirió a los golpes bajos y “chicanas” que desde Juntos por el Cambio esbozaron en diferentes presentaciones de los candidatos de todos los niveles y afirmó que “cuando uno empieza a descalificar habla de un síntoma de debilidad muy grande”.

“Cambiemos está en una situación de desesperación porque sabe que está viviendo los últimos meses de su gestión”, observó el precandidato lanusense y agregó que “cuando desde la racionalidad uno no tiene nada para mostrar o lugares desde donde convencer a la sociedad, empieza a hacer este tipo de descalificaciones que hablan de si mismo y no del otro”.

“Los diferentes compañeros y compañeras están trabajando para evitar que eso no suceda”, aseveró e indicó que “los mayores inversores en el país ya están hablando con Alberto Fernández o gente del espacio en lugar de con Mauricio Macri” porque “hay otra mirada desde los grupos económicos, sobre quien va a tener la gobernabilidad”.

Y adelantó: “Vamos a tener que renegociar la deuda, porque históricamente fuimos los que la pagamos. Históricamente los que la toman son los gobiernos liberales y la pagamos los gobiernos populares, algo que los mercados también saben. Si uno no tiene una reacción sumisa a la deuda, se va a poder reencauzar la nave”.

Comentarios